Andina

Barranca: cinco razones para visitar esta cautivante provincia al norte de Lima

Este verano proyecta recibir más de 20,000 visitantes

Barranca, la provincia más septentrional del departamento de Lima, cuenta con hermosas playas y una suculenta gastronomía regional. ANDINA/Difusión

Barranca, la provincia más septentrional del departamento de Lima, cuenta con hermosas playas y una suculenta gastronomía regional. ANDINA/Difusión

09:55 | Barranca, ene. 9.

Poseedora de paradisiacas playas, ancestrales sitios arqueológicos, recintos emblemáticos en la gesta libertadora y una suculenta gastronomía, entre otros seductores atractivos, la provincia de Barranca, la más septentrional del departamento de Lima, constituye un poderoso imán para el turismo.

La ubicación estratégica de Barranca, a 175 kilómetros al norte de Lima, su proximidad al departamento de Áncash, sumados a la existencia de la Universidad Nacional de Barranca, le permiten congregar a las poblaciones de las localidades cercanas que acuden por razones de estudio, comercio, y en los últimos años por turismo.


Para esta temporada de verano, Barranca proyecta recibir más de 200,000 visitantes, entre nacionales y extranjeros. A continuación, cinco razones para visitar esta cautivante provincia.

Festividades del verano


Las festividades de verano en Barranca empiezan con la Semana del Chilcano (del 10 al 18 de enero), la elección de la Señorita Turismo (12 de enero), el Segundo Festival de Bodyboard (18 de enero), la Fiesta de San Ildefonso, patrono de Barranca (23 de enero). 


También se tiene programado la Noche Mística “Celebración del Pago al Mar” (13 de febrero), la XXVI Semana Turística de Barranca (del 10 de febrero al 16 de febrero), el Segundo Festival del Tacu Tacu con sabor a Arnaucho (15 de febrero), el XI Concurso Nacional de Escultura en Arena (16 de febrero), el Aniversario de Áspero (23 de abril).

Playas de ensueño


La belleza del litoral de Barranca se expresa en playas como Atarraya, Carabela, Caleta Vidal, Chorrillos, El Amor, El Colorado, Lampay, La Viuda, Miraflores, Punta del Áspero, Punta Supe, Puerto Chico, entre otras ubicadas entre los kilómetros 182 y 204 de la carretera Panamericana Norte.


Estas playas son bañadas por olas generalmente tranquilas para el solaz esparcimiento, aunque también es posible adentrarse al mar para practicar con éxito deportes como la tabla y otros de carácter náutico. De hecho, Barranca ha sido escenario de varios campeonatos de estas disciplinas deportivas.


Uno de los atractivos emblemáticos en Barranca es el mirador del Cerro Colorado, ubicado al sur del balnerario de Chorrillos. Allí destaca la escultura del Cristo Redentor, de 20 metros de alto. También destaca la Caleta Vidal, una pequeña comunidad de pescadores rodeada de chacras y cerros desérticos que le confieren un panorama de tranquilidad único.


Sitios arqueológicos


El alcalde subrayó que Barranca cuenta con dos de los más importantes sitios arqueológicos de la costa central peruana. Se trata de la Ciudad Sagrada de Caral y su asentamiento pesquero Áspero. Visitar ambos complejos, con sus plazas y edificios, brindan la oportunidad de conocer los vestigios de una civilización laboriosa que desarrolló su cultura hace 5,000 años.


La Fortaleza de Paramonga, construcción de índole ceremonial edificada por la civlización Chimú (1100-1400 d.C.) y luego ocupada por los incas (1440-1532 d.C.)  es otro sitio de obligada visita. Al ingresar a la pirámide central se puede apreciar el diseño arquitectónico inca, con varios pasadizos y entradas que conducen a la zona más elevada del complejo.


Museo Bolivariano


Ubicado a la altura del kilómetro 204 de la Panamericana Norte, en el distrito de Pativilca, este recinto acogió al libertador Simón Bolívar durante el verano de 1824 y el ambiente de tranquilidad existente le ayudó a recobrar su buena salud.


Durante su estancia en este inmueble, que se convirtió en su cuartel general, el libertador organizó su ejército para sostener las decisivas batallas de Junín y Ayacucho que sellaron la independencia del Perú y de Sudamérica. En la actualidad, este predio funciona como museo y exhibe mobiliario y documentos de esa época.

Suculenta gastronomía


La oferta culinaria de Barranca tiene entre sus embajadores a platos como el célebre Tacu Tacu, preparado a base de frijol y arroz cocidos que se acompañan con pescado, mariscos, carne de res, pollo, cerdo, entre otros.


La amplia gama de peces y especies hidrobiológicas que se extraen del vasto mar permiten la preparación de diversas variedades de cebiche, embajador de la culinaria peruana en el mundo. Otros manjares emblemáticos son el “Meneao de pavo”, los tamales de Supe, la parihuela de cangrejo, la salchicha supana, el chicharrón, así como postres inolvidables como el alfajor llamado “Tieso de miel”.


Las autoridades regional y local, con el apoyo del Gobierno central, están articulando esfuerzos en materia de seguridad, ornato y limpieza, así como una intensa promoción turística para consolidar a Barranca como un destino ideal para visitar no solo en temporada de verano, sino todo el año. Por ejemplo, Promperú incluyó a esta provincia como destino en las Rutas Cortas desde Lima. 

(FIN) LZD/MAO

También en Andina:




Publicado: 9/1/2020
Loading...